puertas con amor

img_1743

Cuatro casas suman muchas puertas, algunas se abren y otras no. Todas recicladas y todas con función. Es una suerte haberles podido, tras un poco de cariño y amor, dar esta segunda oportunidad. A fin de cuentas las puertas como la vida son buenas para la metáfora. Todos pasamos puertas, todos los días, hagamos de esos cambios algo agradablemente correcto.

Las hay que estaban abandonadas y toco restaurarlas, las hay hechas con madera rescatada y las hay que son piezas donde fusionó lo restaurado con lo rescatado. Lo paso bien. Las busco, selecciono, restauro, adapto, diseño, coloco y disfruto.

Todas tienen pasado, fueron puertas de otra época abandonadas por culpa de modas pendejas, o troncos de árbol dejados por el camino despreciados pues no ofrecen negocio inmediato, aunque sea material de superior calidad a lo que hoy normalmente se usa.

 

Muy tristes, pero a la vez llenos de oportunidades estos tiempos que vivimos. La basura no solo se acepta en forma de comida o medicina,  muchos valoran mas el ruido que las nueces ,…, se habla de calidad sin tener la más mínima idea de lo que eso significa o pensando que por el mero hecho de hablarlo ya se dio.

 

img_1797-1

Las puertas están para usarse y respetarse, pues como los libros, si se usan adecuadamente pueden ir mostrando el camino para que cada quien haga de su mundo algo mejor.


Y por mejor me refiero a calidad de vida, no cantidad de posesiones.

poco a poco

Puerta antigua de cedro restaurada con portón de zapote rescatado.

Restaurar & Rescatar

Quizá me equivoco cuando pienso qué hay una mayoría consciente. Conscientes de que o cambiamos nuestros hábitos de consumo o como humanos que vivimos en el planeta tierra tendremos problemas.


Cuando uno es nuevo como yo en esto de hacer casas, sobretodo autodidacta, y con la suerte de vivir donde vivo rodeado de materiales e historia lo lógico es experimentar y buscar rescatar lo que de alguna manera ya nadie quiere. Fusionar lo que para muchos es basura, dar cariño, crear desde lo que ya fue…. restaurar, adaptar.


Rescatar por la sencilla razón de que ese recurso natural ya fue alterado y poder usarlo otra vez evita que tengamos que seguir desgastando el planeta.


No es tarea de uno, ni de un grupo, ni de país o el responsable político o religioso que por cuestiones del destino nos toque tener que soportar. Depende de cada quien, de la suma de todas las voluntades individuales haciendo lo que cada quien pueda según sus circunstancias. Poco a poco…

restaurando puertas

Buscar positivos en cosas que a uno no le gustan es buena terapia. Si en algo tengo que agradecer a la sociedad torcida y consumista que vivimos es su afán por desechar y tirar aquello que según ellos ya no sirve o no esta de moda. Para mi estas puertas son tesoros!! ThankYou, ThankYou, ThankYou!!

campechana de puerta

campechana de puerta

Que en los tiempos de nuestros abuelos, cuando no tenían A/C, se hacían las cosas mejor, con calidad, para que duraran toda la vida es algo que se sabe. El poder tener la suerte de rescatar todas estas puertas antiguas, en maderas de la zona y utilizarlas es algo que ademas de tener todo el sentido económico, es divertido y hace a uno sentir bien.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.